Y Todo Lo Demás

Siempre hemos estado acá

Qué ver / Tiene un momento para hablar de

¿Tiene un momento para hablar de series?: Parks and Recreation

Hoy les vengo a hablar de la que es por mucho mi comedia favorita: Parks and Recreation (Parks & Rec para los amigos) ¿Parques y Recreación? ¿De qué se trata eso? Les cuento: es básicamente la vida de los funcionarios públicos que trabajan en el Departamento de Parques y Recreación de un pueblo llamado Pawnee, en Indiana.

Ya, si sé, una serie basada en la rutina de funcionarios públicos de un departamento menor de un pueblo ficticio suena muy poco sexy (claramente no es House of Cards). De hecho, cuando me la recomendaron y me contaron de qué se trataba creo que emití alguna onomatopeya del tipo “meh” o “bleh” o “pfff”. Pero me convencieron de ver el primer capítulo. Y de ahí en adelante la seguí viendo para siempre, hasta el último capítulo de su última temporada. Y es una de mis series favoritas de la vida, que me he repetido incansablemente y la mejor terapia después de uno de esos días en que necesitas que te recojan con espátula del piso.

Esta serie, creada por Greg Daniels (Saturday Night Live, The Office gringa) y Michael Schur (The Office gringa) se emitió entre el 2009 y el 2015, y está concebida como un documental falso (“mockumentary”, como les dice la gente que sabe). Por eso, en cada capítulo los personajes hablan a la cámara entre escenas, y opinan sobre lo que está pasando. Además, recurrentemente rompen la cuarta pared, mirándote en medio de las distintas situaciones. En su libro “Yes Please” AmyPoehler -la actriz que protagoniza la serie- se explaya sobre esto, analizando las distintas razones por las que los personajes miran a la cámara, porque cada uno lo hace de distintas maneras y por distintos motivos. Y sí, AmyPoehler escribió un libro, y yo lo leí (mentira, lo escuché, estaba el audiolibro narrado por ella misma, obvio que mejor escucharlo).

Si tuviera que decidir cuál es la razón por la que me gusta tanto esta serie es definitivamente por sus personajes, y principalmente por su protagonista, la maravillosa Leslie Knope (Amy Poehler), Sub-Directora del Departamento de Parques y Recreación, una funcionaria con grandes ambiciones políticas, con un corazón de oro, feminista, optimista, inocente, adorablemente torpe, excesivamente preocupada por la gente que la rodea, fanática de su trabajo, del servicio público, de los waffles y de Pawnee. Si bien, es la combinación de alguna de estas características la que hace que -sobre todo en la primera temporada-,se vea envuelta en situaciones que dan una vergüenza ajena terrible, según avanza la historia resulta claro que ella es una bakán, digna de todo el respeto del mundo, y un modelo a seguir. Es ella con su energía imparable la que logra arrastrar a todos sus compañeros, un equipo de funcionarios apáticos y buenos para sacar la vuelta, a trabajar por realizar sus proyectos para mejorar la vida de la comunidad.

En cuanto al resto de los personajes, está Ron Swanson (Nick Offerman), el Director del Departamento de Parques y Recreación, quien cree firmemente que el gobierno no debería existir y que todos los parques deberían ser concesionados a cadenas de comida rápida, por lo que deja que Leslie haga lo que quiera; April Ludgate (Aubrey Plaza) la pasante emo a la que no le importa nada; Tom Haverford (AzizAnzari) un funcionario consumista fanático de los lujos con alma de emprendedor;Donna Meagle (Retta), otra funcionaria fanática del lujo y la buena vida; Jerry Gergich (JimO’Heir)  víctima de bullying por parte de todos sus compañeros de trabajo; Ann (Rashida Jones), una enfermera que se involucra con el Departamento de Parques y Recreación al exigir como ciudadana la acción de las autoridades para tapar un hoyo cerca de su casa, en el cual su novio Andy (Chris Pratt, cuando era gordo y no un héroe de acción como ahora) se había caído. En temporadas posteriores se suman los interventores del gobierno Ben Wyatt (Adam Scott) y Chris Traegger (Rob Lowe), quienes se convierten en personajes permanentes y que también son un tremendo aporte a la serie.

Quizás sea solo mi impresión de persona que ha visto esta serie más de lo que es recomendable, pero siento que la mayoría de los actores en parte se están interpretando a sí mismos. De hecho Nick Offerman, en su stand up “American Ham” da unas series de lecciones para la vida, que bien podrían provenir del propio Ron Swanson, y está felizmente casado con Megan Mullally que en Parks & Rec es una de las ex esposas de Ron: Tammy 2. Aziz Anzari también hace stand-up y de hecho se pueden encontrar algunas de sus actuaciones en Netflix (aunque convengamos que Aziz Anzari es harto menos pelotudo que Tom Haverford). Aubrey Plaza en entrevistas y en otros papeles que ha interpretado mantiene un perfil muy similar al de April Ludgate (ver su participación en el tráiler falso de Daria la película aquí).

Y Amy Poehler lidera una organización llamada “Amy Poehler’s Smart Girls” dedicada a motivar a niñas a cambiar el mundo siendo ellas mismas, privilegiando la inteligencia y la imaginación por sobre la necesidad impuesta de “encajar” (¿Cómo no la voy a querer?).

En resumen, a pesar de lo árida que pueda sonar la premisa, Parks & Reces una excelente comedia, con buenísimos actores interpretando a personajes adorables, que habla sobre la amistad y sobre luchar por lograr tus metas. Ideal para irse a dormir contento después de un día duro, o como antídoto para no sufrir depresión o tener pesadillas después de ver un capítulo de Black Mirror (según el capítulo de Black Mirror que se trate yo recetaría de 1 a 3 capítulos de Parks & Rec). Lamentablemente no está en Netflix, pero acérquese a su dealer de series favorito para conseguirla, porque lo vale.

Dato Rossa: a pesar que la serie ya terminó, uno de sus escritores no se aguantó las ganas de dar a conocer la opinión de Leslie Knope sobre la elección de Trump, que pueden  leer aquí.

Difunde la palabra
  • 61
    Shares

Leave A Comment